martes, 2 de mayo de 2017

Una historia muy oscura. Mentiras de ambos lados. Plata que no me pertenece en el fondo me duele y a su vez lo tomo como una indemnización por daños. Infidelidades, mentiras, errores. El me pidió que lo quiera, lo quise y me dejó. Fue y volvió. Se volvió enfermizo. Inventé enfermedades para que me deje en paz, no lo hizo. Se me fue las mentiras de las manos, inventé un bebé y un hombre. Los maté. Volvió, se enamoró y se fue. Me dejo destrozada. No hay perdón. No tengo perdón.