lunes, 1 de diciembre de 2014

No me hagas ilusionarme para después devastarme. No me quiero aferrar tan fuerte, porque sino muero de traición, moriré de celos. No soy suficiente para el porque soy un ser miserable. No quiero fingir algo que no soy, que se enamoren perdidamente de lo que soy esta vez. Y si no es así, no me hagas perder el tiempo para después llorar y lamentar.