viernes, 30 de septiembre de 2011

Confunden envejecer con podrirse... y no, envejecer no es podrirse.